Apertura del Templo de la Divina Providencia en Varsovia

10-11-2016
750

En el Día Nacional de la Independencia de Polonia, el viernes 11 de noviembre, el Templo de la Divina Providencia será abierto a los fieles. Los polacos se han comprometido a la realización de este proyecto durante 225 años.

En 1791, por la voluntad del rey Stanislaw August Poniatowski y en virtud de la resolución del Sejm de los Cuatro Años, los polacos se comprometieron a construir la iglesia en acción de gracias por la adopción de la primera Constitución del país, que era también la tercera en el mundo. La construcción de este exvoto, el futuro Templo de la Divina Providencia, fue impedido en 1792 por la Partición de Polonia y más tarde por la Segunda Guerra Mundial. Las autoridades comunistas también expresaron su oposición a esta obra. La iniciativa de reemprender este proyecto fue promovida en una Polonia libre por el Cardenal Primado Jozef Glemp. Los trabajos recomenzaron en el 2003.

El 11 de noviembre, Día de la Independencia de Polonia, el Templo de la Divina Providencia se abrirá a los fieles para su uso. La Eucaristía, en esta ocasión, será concelebrada por el Cardenal Metropolitano de Varsovia Kazimierz Nycz y el Presidente de la Conferencia Episcopal Polaca, Abp. Stanislaw Gądecki, y el Primado de Polonia, Abp. Wojciech Polak. A la Misa asistirán representantes de las máximas autoridades políticas de Polonia, encabezados por el Presidente Andrzej Duda, los Presidentes del Parlamento y del Senado, y el Primer Ministro, Beata Szydło.

Al mediodía, se celebrará una segunda Misa, incluyendo un Acto de Acción de Gracias y de Confianza en la Divina Providencia. Por la noche, se dará en el templo por primera vez “Alianza” de Michal Lorenc, un concierto preparado para esta ocasión. La Orquesta de la Academia de Beethoven y el coro Capella Corale Varsaviana serán dirigidos por Lee Reynolds.

La celebración de la inauguración del Templo continuará hasta el 13 de noviembre.

La construcción del Templo de la Divina Providencia ha sido apoyada por más de 80.000 benefactores del país y del extranjero. En relación con la construcción del Templo, se creó el Centro de la Divina Providencia, que contiene entre otras cosas el Museo de Juan Pablo II y del Primado Wyszyński. El Templo también alberga el Panteón de los Grandes Polacos, destinado a ser el lugar de entierro y conmemoración de los patriotas más distinguidos de Polonia así como de personas del mundo de la cultura y de la ciencia.